Tortugas en riesgo

Las tortugas valen más vivas que muertas, porque pueden ser un atractivo turístico.

El gran impacto humano ha puesto en riesgo no sólo a las tortugas, sino también a muchas otras especies.

LA PRENSA/ Alejandro Balaguer 03 febrero de 2006
Especial para La Prensa
vivir+@prensa.com

EL SITIO. La playa Chiriquí es el primer lugar de anidación para tortuga Baula.

En Bocas del Toro, hubo un tiempo en que las tortugas eran tantas, que los pilotos del almirante Cristóbal Colón temían que sus barcos encallasen sobre ellas. Pasados los siglos, el gran impacto humano ha puesto en riesgo no sólo a las tortugas, sino también a muchas otras especies.

“Lo poco que nos queda hoy, lo quieren explotar y explotar… Porque han dicho que nosotros no hemos sabido conservar, sin embargo, en nuestra población indígena pueden ver que todavía aun existen recursos naturales. Montañas verdes, árboles, peces, animales, todavía existen. Por lo tanto, le digo a toda la comarca: aseguraremos la tierra, conservemos la tierra, porque nuestros hijos, nuestras familias ¿a donde van a ir a parar sino? Porque esta es la dependencia única del pueblo ngobe bugle”- declara el cacique Justo Buy, llamando a la reflexión-.

Además, áreas de anidación, bosques, islas y humedales del área también están en riesgo -como la isla Escudo de Veraguas- un tesoro hasta ahora intacto que merece ser declarado área protegida. La isla tiene una riqueza única, arrecifes coralinos, especies endémicas y gran diversidad de fauna y flora, como sus pastos marinos.

María Cristina Ordóñez, bióloga marina experta en tortugas, radica en esa playa intentando conservar las tortugas con ayuda de los ngobe buglé de río Caña.

Chiriquí se considera como la playa más importante a nivel de Centroamérica, el primer lugar de anidación para tortuga Baula. Las tortugas, valen más vivas que muertas, pueden ser un atractivo turístico. Muertas, en realidad, tienen poco valor, pero vivas pueden representar un espectáculo natural para el turismo, generando buenos ingresos para los locales.