Sin tregua para el ambiente en Islas de la Ciudad de Panamá

Compartimos Opinion editorial y noticias de La Prensa, 6 de febrero de 2007 que nos parecen acertadas, porque denuncian la especulación y el pillaje.


::::::::::::::::::::::::::::::

Estirar un país, una ciudad, un barrio, a punta de rellenos no parece muy recomendable, aunque ha sido una práctica habitual en Panamá. Ahora, vemos las consecuencias en la Avenida Balboa, un relleno afectado por el simple paso de camiones. Cualquier ciudadano se preguntaría entonces: ¿qué ocurrirá con los edificios planeados en ese trozo robado al mar?

La situación es más preocupante de lo que parece. Rellenos sin permiso en isla Perico, le siguen otros en Naos y Flamenco; uno lujoso y sobresaturado como el de Punta Pacífica, que no es más que eso… un relleno; Colón también contribuye a la sumatoria con otro relleno… No es que técnicamente no sean viables, es que, dado el desorden y la falta de fiscalización, hay que dudar de la calidad y de la vida útil de los mismos.

Además, las infraestructuras básicas no han sido adecuadas para dar servicio a estos proyectos a los que les faltan muchos cabos por atar. Alerta para estas obras y construcciones sin orden ni concierto.

DESARROLLO EN AMADOR.

Sin tregua para el ambiente

La mayoría de los proyectos inicia sin el EIA. El resultado: degradación del suelo y daño a la flora.
ELIANA MORALES GIL
emorales@prensa.com

El millonario desarrollo en Amador (Naos, Perico y Flamenco) sigue su curso en medio de una telaraña de anomalías, donde la peor parte se la lleva el ambiente.
El denominador común de los proyectos que allí se ejecutan es que comienzan sin tener aprobado el Estudio de Impacto Ambiental (EIA) y en algunos casos la irregularidad implica también el apropiarse de espacio señalado como servidumbre.
Por esas anomalías, la Autoridad Nacional del Ambiente ha impuesto amonestaciones, multas y recomendado investigaciones. Pero las consecuencias no son reversibles: destrucción de la flora, degradación del suelo y contaminación del mar.
Choque de tractores en Amador…

AMBIENTE VS. TURISMO. PROYECTOS MILLONARIOS IRRESPETAN NORMAS AMBIENTALES.

Choque de tractores en Amador… y el pasto pierde

El denominador común en el área es que se empieza a construir sin estudios de impacto ambiental.

El Ejecutivo creó un comité interinstitucional en diciembre para tratar de hacer frente al tema.

ELIANA MORALES GIL
emorales@prensa.com

Bonita, imponente y con un desarrollo que parece estar dando pasos de animal grande. A la vista de todos es lo que la calzada de Amador ofrece.
Sin embargo, a la par de las millonarias inversiones que se dan en sus islas –Naos, Perico y Flamenco– se teje una telaraña de anomalías en las que están involucrados el mar, las rocas, y mucho poder.

El viernes 26 de enero se escribió el más reciente de los episodios de esta compleja historia de intereses que se desarrolla en Amador. Carlos González De La Lastra, secretario general de la Autoridad Marítima de Panamá (AMP), fue personalmente a ordenarle al grupo Brisas de Amador, S. A., (de los inversionistas Abraham Hasky y Joseph Malca), que suspendiera los rellenos en isla Perico porque estaba construyendo en la servidumbre. Además, perjudicaba a su vecino Fuerte Amador Resort & Marina (de los inversionistas Víctor Shahani, Augusto Boyd y Miguel López Piñeiro) porque le negaba el acceso a un camellón. Las dos partes lograron un acuerdo y ahora Brisas de Amador continúa desarrollando su proyecto.

No era la primera vez que Brisas de Amador se veía la cara con las autoridades. En agosto de 2006 la Autoridad Nacional del Ambiente le impuso una sanción de 3 mil dólares por incumplir con el Estudio de Impacto Ambiental (EIA). Esta empresa tiene un contrato para desarrollar un proyecto turístico que incluye locales comerciales, estacionamientos (los trámites están en manos de Catastro) y una marina turística. Actualmente la AMP evalúa este último permiso.

Su vecino de Agroganadera Santa Fe (de Felipe Virzi) es otro que también ha estado salpicado por las sanciones. En octubre de 2005, la Anam le puso una sanción por 10 mil dólares por incumplir con el EIA. Científicos denunciaron, en ese entonces, que el relleno que esta empresa está haciendo en La Playita usurpe un tercio de la costa sur.

Y Naos Harbour Island, de Marco Shrem, fue amonestada verbalmente en enero de 2006 porque incumplía con la resolución que le otorgó la Anam, una vez que le aprobó el EIA.

Natalia Young, directora nacional de protección de la calidad ambiental, asegura que las construcciones en el área dañan la vegetación, afectan el suelo y las corrientes marinas.

Ante este y otros enredos en Amador, el Órgano Ejecutivo creó en diciembre pasado una comisión interinstitucional presidida por Carlos Vallarino, ministro de Economía y Finanzas, para tratar el asunto.

Puntos del acuerdo

ACCESO: Brisas de Amador se compromete a dar acceso libre al área terrestre de su concesión con la ARI a Fuerte Amador Resort.

RELLENO: Fuerte Amador concede a Brisas el área dentro de la concesión otorgada por la AMP para la construcción del relleno entre la vía circundante a la isla.

SOCIOS: Uso compartido de vía de circunvalación a la isla Perico.

Anuncios

Una respuesta

  1. FUERA LOS MALEANTES DE FIGALI Y VIRCI DE LAS ISLAS NAOS PERICO Y FLAMINGO. LAS ISLAS PARA EL PUEBLO PANAMEÑO

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: