La ciudad de Panamá sigue perdiendo

LA DIPLOMACIA DEL JADE Y EL PANDA.

La ciudad volvió a perder: Raisa Banfield

Raisa Banfield

 

De presiones y reacciones es como se puede resumir la gestión urbanística que se desarrolla en torno a la ciudad de Panamá. Nos dejamos llevar por los impulsos que producen los efectos de la tan sonada “explosión inmobiliaria” y cuando las consecuencias nos explotan en la cara -y en las alcantarillas- corremos a crear comisiones de estudio, que generen algún tipo de informe, que logren consenso y que luego apliquen medidas que satisfagan medianamente a todos; los ejemplos sobran: El Cangrejo, San Francisco, El Bosque, entre los más recientes.

Planificación, herramienta fundamental en el ejercicio de crear y modificar ciudades, es una responsabilidad que no podemos abrogarnos como exclusividad, los que llevamos el título de arquitectos y mucho menos supeditarla al capricho de nuestra creatividad, porque este ejercicio implica un primer e ineludible compromiso con la ciudad. En este compromiso las autoridades deben llevar la iniciativa para garantizar el mayor beneficio colectivo.

La ciudad de Panamá cada día pierde terreno ante la ambición desmedida de muchos, la falta de planes y las medidas de parches que vamos sumando uno a otro, sin que, quienes tienen la autoridad para hacerlo, emprendan las acciones necesarias para lograr una ciudad de calidad, democrática y vivible.

La ciudad no es solamente el nicho de inversiones inmobiliarias o el espacio para abrir negocios desarticulando centros residenciales de gran valor, o solo el terreno propicio para crear carreteras y puentes que le faciliten la movilización a “su majestad” el carro. Es el espacio que contiene al ser humano como un todo y que prevé sus necesidades en conjunto: le brinda calidad de ambiente, espacios verdes, de interacción social y respeto por su historia e identidad.

Ante la ausencia de una verdadera Autoridad Urbanística que rija los destinos de la urbe, nuevamente una decisión del Consejo Municipal de Panamá provoca otra pérdida valiosa para la ciudad. No bastó con permitir las demoliciones en los barrios históricos de Bella Vista y La Exposición, sino que ahora decidieron que la peatonal de la avenida Central es un obstáculo para el desarrollo comercial del área; entonces, ¡bienvenido de vuelta “Su Majestad” el carro!

¡Craso error señores concejales!, porque lo que necesita la avenida Central es una estrategia de reanimación del área, en donde se promuevan actividades culturales, familiares, ferias populares, iniciativas que rescaten la vida de la peatonal. Jamás el regreso del automóvil será el elemento que reactive la vida comercial del sector y la ponga a competir con los malls acondicionados. ¿O será que la intención de fondo sea trasladar el boom inmobiliario a la Central? Tal vez el resto de Panamá ya se queda chico…

En importantes capitales del mundo se crean cada vez más áreas peatonales -espacios sociales, culturales y comerciales por excelencia- los ejemplos sobran: Caracas y su exitoso boulevard en Chacaito, el antiguo paseo de Junín en Medellín y los nuevos paseos del centro de la ciudad, el centro histórico de México DF y los de la hermosa ciudad de Puebla, en Shangai, su nuevo proyecto de ciudad verde, le quita vías al auto para generar espacios para el peatón.

Irónicamente nuestro Plan Metropolitano cita como ejemplo exitoso de peatonal la Ave. Central -foto incluida- diciendo: “Un ejemplo de este tipo de circulación se observa en el centro de la ciudad de Panamá, en la avenida Central, donde se implementó una vía peatonal que ha ayudado y apoyado, en gran forma, el desarrollo comercial del área”.

Mencionar el impacto ambiental que tiene la errada decisión que nuestra comuna capitalina acaba de tomar, sería tema de otra reflexión, pero cabe señalar que hoy, cuando precisamente en el mundo entero se destaca la necesidad de reducir la contaminación en las ciudades y minimizar el uso del vehículo, nosotros retrocedemos 30 años y lo reincorporamos a la estrecha callejuela de la Central para satisfacer ¿a quién o quiénes? a costa -como siempre- de las mayorías.

Señor Alcalde: hay tiempo de revertir lo que puede significar para esta administración municipal la cerecita del cocktail anti-urbanístico y sumar un error más a la ya afectada ciudad de Panamá. La ciudadanía clama por espacios públicos, áreas que reivindiquen al peatón; me pregunto ¿este cambio obedece a una amplia consulta ciudadana?

 

La autora es arquitecta y ambientalista y miembro de la Alianza Pro Ciudad

La Prensa, 16 de junio de 2006

Anuncios

2 comentarios

  1. Vea además:
    https://burica.wordpress.com/2007/06/17/de-peatonal-a-calle-endemoniada/

  2. Vea además:

    DEFENDAMOS LA CIUDAD

    POR: Fernando Prieto-Tapia
    Ambientalista

    AJC17PA@yahoo.com

    La eliminación de la peatonal es digna de antología, es el atropello más reciente al derecho ciudadano de tener un ambiente urbano sano. Todo parecía estar ya decidido y coreografiado, cuando unos pocos comerciantes, acompañados de sus empleados (¿estarán bien pagados y con contratos por tiempo indefinidos? ) se presentaron ante las autoridades municipales, que los recibieron en la misma puerta, incluso con solo la presentación, un honorable declaraba que estaba de acuerdo, sin mayores estudios ni averiguaciones. Posteriormente en la reunión del consejo municipal, con una
    urgencia digna de mejor causa, fue a probada su apertura, sin tiempo para analizar la conveniencia o no de esta decisión, sin escuchar las opiniones de expertos independientes, ni tampoco de los pequeños empresarios y los residentes del lugar.

    La crisis de la peatonal es artificial, se debe al descuido por parte de las autoridades responsables de su cuidado. Antes, el aseo era más consistente, incluso había un vehiculo especial que lavaba las aceras, con respecto a la seguridad, a las 6 de la tarde ya la seguridad es inexistente. No se organizan con regularidad ferias ni atracciones para los nacionales y los muchos turistas que la visitan o residen cerca. La excusa que se elimina la peatonal, para dinamizar mayor comercio, es endeble, la gran mayoría de población, ya no vive cerca, y además hay mejores condiciones para comprar
    en otros lados.

    En otras zonas de la ciudad, se establecen fábricas, talleres, rascacielos, sin tomar en cuenta la capacidad de carga de los barrios, ni la disponibilidad de incrementar los servicios públicos. No se protege el ambiente, al arrasar con la flora y fauna en donde se pretende construir. El patrimonio histórico parecer un estorbo, se demuele edificaciones, iconos nacionales o con atractivos arquitectónicos, para hacer edificios, que poco aportan a la sociedad. Los casos más patéticos, Bella Vista y San Felipe, en este último lugar, los especuladores tienen muchas propiedades vacías por
    años sin restaurar, que ponen en peligro no solo la vida de los transeúntes, también su declaración de patrimonio de la humanidad.

    Tampoco importa sobrecargar las calles y avenidas, Los problemas del trafico se “solucionan” con una simplicidad peligrosa, ampliado carriles por la exigencia del mercado comercial e inmobiliario, sin pensar en lo que le conviene más a la capital, ni a la colectividad. La cultura del carro, promueve el caos vehicular, con el lógico estrés y polución. No se incentiva los estacionamientos, no es prioridad sistematizar un trasporte masivo seguro y no contaminante para los usuarios. En el sufrido Amador, quieren ampliar de 2 a 4 carriles, y cuando esto no baste será a 6 o 8. Sin tener en cuenta otras alternativas, como un tranvía y establecer un servicio permanente de buses de lujo.

    La situación de la ciudad, tiene como norma, que algunos funcionarios estatales, tienen la tendencia a plegarse a los grandes intereses.
    Emitiendo, eliminando o modificando leyes y reglamentos para favorecer a unos cuantos, perjudicando la salud y la herencia histórica y natural de la comunidad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: