Recursos históricos, arqueológicos, paisajísticos y turísticos del Parque Nacional Chagres

A continuación ingresamos la información básica que se tiene sobre los recursos históricos, arqueológicos, escénicos, paisajísticos, recreativos y turísticos del Parque Nacional Chagres.

Recursos históricos y arqueológicos

La existencia y afloramiento de depósitos de foraminíferos petrificados en las inmediaciones del Lago Alajuela, señalan los vestigios de la evolución geológica del istmo centroamericano en el Mioceno Medio, por lo que el PNCH debe incorporar dicha temática y la de los recursos arqueológicos a los programas de protección, investigación y educación ambiental.

Sin embargo, dichas potencialidades y/o función del PNCH actualmente no está inserta en la gestión que realiza el área protegida.

Por otro lado, la función transitista que desarrolló el Istmo de Panamá desde la época colonial, se encuentra reflejada en los numerosos vestigios históricos encontrados en el PNCH, referentes al Camino Real que conectaba los poblados de Nombre de Dios y Portobelo en el Caribe, con la ciudad de Panamá en el Océano Pacífico.

Resulta sumamente atractivo e instructivo para el visitante al área protegida, el impacto visual y tangible producido por la presencia de tramos intactos de la calzada de piedra de El Camino Real, presentes tanto en el área de selva como en las inmediaciones del lago Alajuela.

La majestuosidad del Puente del Rey localizado sobre los estribos del cauce del río Boquerón y la existencia del patio de mulas en las faldas del Cerro Brujas en el río Longué, reclaman la incorporación de dichos valores históricos a las acciones de protección, control, interpretación y educación ambiental en el PNCH.

También resulta muy relevante la existencia de numerosas evidencias de piezas y tamos del antiguo ferrocarril utilizado en los inicios del siglo XX para la extracción del mineral de manganeso, en el sector de La Línea, lo cual se potencializa para incluirlo dentro de los atractivos que se pueden ofrecer dentro de un adecuado programa de manejo de visitantes. (Ver mapa No. 7).

Recursos escénicos y paisajísticos

Las peculiares características biofísicas del PNCH, enclavado en una cadena montañosa que vierte las aguas de sus caudalosos ríos hacia las costas del Mar Caribe y el Océano Pacífico, incluyendo un ecosistema lótico de grandes dimensiones, proporciona los elementos naturales que conforman los recursos escénicos y paisajísticos del área protegida.

En este sentido, cabe destacar la presencia de una abundante y abigarrada superficie boscosa poco explorada, la cual puede ser divisada e interpretada desde diversos puntos estratégicos del parque nacional.

Los bosques ribereños de la cuenca alta y media de los ríos presentes en el PNCH, mantienen una compleja flora siempre verde, desde la cual también se pueden hacer avistamientos de aves y efectuarse observaciones de huellas y evidencias de los singulares mamíferos que interactúan en la zona.

Por otro lado, las aguas del Lago Alajuela ofrecen el escenario ideal y seguro para admirar el paisaje natural, incluyendo la característica flora lacustre, las formaciones edafológicas de los llamados “pampones” y las costas de origen calcáreas biseladas por las olas y el viento, lo que potencializa una ordenada visitación a las áreas lacustre del PNCH, con fines turísticos, recreacionales y educativos.

Recreación y Turismo

Los recursos naturales sobresalientes de la zona litoral lacustre del Parque Nacional Chagres, así como las bellezas escénicas naturales de las riberas de los ríos Chagres, Boquerón, Indio y Pequení, han propiciado un desarrollo turístico espontáneo, no planificado, que se está realizando a través de unos diez operadores turísticos.

La mayor parte de dicha actividad se efectúa en asocio con los cuatro poblados indígenas, situados en los márgenes de los ríos Chagres y Pequení, en donde se realizan exhibiciones de la cultura Emberá, a través de las vestimentas autóctonas, las viviendas adaptadas al bosque húmedo tropical, las danzas ceremoniales, las mascotas de la fauna local, los conocimientos etnobotánicos y la confección y venta de artesanías.

Actualmente, la mayor parte de los ingresos de las referidas comunidades indígenas dependen de la prestación de servicios a los visitantes y/o empresas turísticas, en término del pago por el transporte fluvial, la estadía en las comunidades, la venta de artesanías y el recorrido por los senderos naturales.

Sin embargo, la problemática encontrada estriba en que no existe una relación directa y efectiva entre la administración del Parque Nacional Chagres y los operadores turísticos, de manera de poder establecer una programación de las visitas a los poblados indígenas, atendiendo a la capacidad de carga establecida para dichas áreas de uso intensivo.

Igualmente, el aumento en la demanda de artesanías indígenas por parte del incremento del turismo, están provocando una mayor extracción de especies nativas, tales como la Palma Tagua, la Palma Jira y otras especies vegetales tintóreas y textiles, lo cual está poniendo en peligro la existencia de importantes poblaciones de la flora local y por ende, afectando la integridad del bosque ribereño.

En consecuencia, la problemática planteada sugiere adentrarse en un programa de manejo de visitantes que posibilite el control de la visitación turística por parte de la administración del Parque Nacional Chagres, coordinando las actividades de los operadores turísticos dentro del PNCH, apoyando la definición de la capacidad de carga de los sitios visitados, diseñando y adecuando los senderos de interpretación natural utilizados por los indígenas, promoviendo la transmisión de los conocimientos etnobotánicos a los jóvenes indígenas e induciendo la visitación a otras zonas de interés turístico, tales como el bosque seco del Campo Chagres, la cuenca media del río Boquerón y las cuencas altas de los ríos Chagres y San Cristóbal.

Igualmente, habrá que definir nuevas áreas en que se puedan aplicar sistemas nativos de producción, cónsonos con el manejo ambiental de las áreas circunvecinas a los lugares poblados indígenas, a fin de garantizarles la producción de los alimentos básicos, evitarles la pérdida de la etnicidad cultural y la dependencia total de los ingresos por turismo, así como también involucrarlos en los programas de manejo silvicultural, asociados a la recuperación de las poblaciones de la Palma Tagua y la Palma Jira en los bosques ribereños.

———————————————–
Fuente: ANAM-TNC-USAID.2005. Plan de Manejo del Parque Nacional Chagres. Autoridad Nacional del Ambiente, República de Panamá.

Las referencias completas que complementan este escrito pueden ser obtenidas en el documento original que reposa en la Autoridad Nacional del Ambiente.

    Edición digital para dominio público: Centro de Estudios de Recursos Bióticos, Universidad de Panamá. Correo: cereb2@ancon.up.ac.pa

    10 comentarios

    1. hola a tosdos son una miedda loco

    2. hola a tosdos son una miedda loco

    3. tengo problemototes con ciencias sociales q nçme enseñaron esto de los recursos naturales renovables y no renovables y tambien lo recursos escenicos el q tenga respuesta si o si pongala en esta pag

    4. esto es lo mejor me ayudo en la prueba de naturalez

    5. hola soy una estudiante universitaria y estoy estudiando la carrera de turismo y hoteleria y pues neceito fotos gracias…

    6. son tosdos cascas

    7. esto de los recursos historicos no me lo se pero con esta paguina web espero saber mas jajaajajaajaja

    Responder

    Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

    Logo de WordPress.com

    Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

    Google photo

    Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

    Imagen de Twitter

    Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

    Foto de Facebook

    Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

    Conectando a %s

    A %d blogueros les gusta esto: