Especulación con biocombustibles sube precio de los granos

Cosechas. la utilización de cereales para biocombustibles provoca escasez.

Crisis mundial por demanda de granos

Todos los productos derivados del maíz, la caña de azúcar, la soja y el trigo han sufrido alzas.

Para estabilizar el mercado se necesitaría una buena producción de granos en las próximas cuatro cosechas.

BLOOMBERG/Sanjit Das

reemplazo. Cada año más agricultores deciden cambiar sus cultivos tradicionales por el atractivo del precio del maíz y la caña de azúcar.

Yenifer Bolívar
ybolivar@prensa.com

Disfrutar de una pizza, un pedazo de carne o comprar pop corn en el cine podría convertirse en un lujo si los precios del maíz y el trigo mantienen la tendencia alcista que han registrado en los últimos dos años y que se han agravado en 2007.

La advertencia hecha por la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) sobre las consecuencias de usar productos agrícolas para producir etanol y biodiésel se siente con más fuerza.

Los precios récord de los productos agrícolas están afectando la industria alimenticia en todo el mundo y los analistas no prevén que en un futuro cercano se produzca una caída de precios, porque los inventarios están bajos y la producción mundial no cubre la alta demanda.

El Instituto de Investigación de Políticas de Alimentación Internacional (IFPRI) realizó un informe que proyecta que alzas constantes del petróleo y el rápido incremento global en la producción de biocombustibles impulsará el aumento del precio del maíz en un 20% para 2010 y un 41% para 2020.

El mismo informe estima que los precios de semillas oleaginosas, incluyendo soja, colza y semillas de girasol, se incrementarán en un 26% para 2010 y en un 76% para 2020; el trigo en un 11 % para 2010 y en un 30% para 2020.

El IFPRI calcula que los países están usando hasta el 20% de su producción de granos en biocombustibles.

Se estima que en Estados Unidos por cada hectárea cosechada de caña de azúcar se producen 6 mil litros (mil 764 galones) de etanol .

La escasez está llevando a países como Rusia y Argentina a evaluar la regulación de sus exportaciones de granos, mientras Venezuela ya prohibió la exportación de maíz.

Competencia por la tierra

Aunado a lo anterior, muchos productores en el mundo están dejando de sembrar arroz y cebolla para utilizar sus tierras en maíz y caña de azúcar, impulsados por una mayor rentabilidad y previendo que el etanol se convertirá en el combustible del futuro.

Este último punto es rechazado por el especialista en hidrocarburos Jorge Lechín, quien se niega a pensar que los biocombustibles son la panacea a la crisis energética que vive el mundo.

La posición de Lechín es compartida por el secretario del Comité de Hidrocarburos de la Cámara Americana de Comercio e Industrias de Panamá (AmCham), Francisco De Ycaza, quien asegura que la cantidad de tierras disponibles son una limitante para todos los países.

Los que defienden los biocombustibles sostienen, sin embargo, que el aumento de los productos agrícolas no se debe únicamente a que se está compartiendo la cosecha y atribuyen las alzas a la sequía registrada en Estados Unidos y Europa , y al exceso de lluvias en países productores como Rusia y Ucrania.

Aumenta el pan y las arepas

Como consecuencia del aumento de los granos y sus derivados, Colombia, España, México, Guatemala, Uruguay, República Dominicana, Estados Unidos, Inglaterra, Chile, Costa Rica, Bolivia, Panamá, entre otros, han sufrido el encarecimiento del pan, la arepa, las empanadas y las tortillas.

La oleada de incrementos también está golpeando a los productores de carne, puerco, pollo y huevos que utilizan maíz para alimentar a estos animales.

En Panamá, a pesar de que no se comercializan biocombustibles, (aunque sí existen varios proyectos), se están sintiendo las consecuencias del movimiento de los granos en los mercados internacionales.

El maíz, por ejemplo, registró un alza en el último mes de 2.30 dólares por quintal, lo que equivale a un aumento de 13% en comparación con el pasado mes de junio.

Arturo Melo Jr., productor avícola, reconoció, en una entrevista a Martes Financiero, que la tierra ya compite por espacio de siembra.

“Hay zonas de Estados Unidos que no son muy buenas para la producción de maíz, pero al estar tan altos los precios, les resulta más rentable que sembrar otros rubros y esto afecta toda la cadena alimenticia”, apuntó el ejecutivo.

Pero además, se está dando otro fenómeno. Y es que los productores de carne y puerco, para poder reducir sus costos, están dejando de alimentar a los animales con maíz y lo están haciendo con el tipo de trigo que se usa para producir galletas y dulces, provocando esta demanda un aumento en los precios del trigo, explicó el presidente de la Asociación de Molinos de Trigo de Panamá, Roberto Lombana.

Comportamiento alcista

El Consejo Internacional de Cereales (IGC) redujo a mil 653 millones de toneladas la cosecha mundial de granos para 2007, frente a un consumo de mil 670 millones de toneladas, lo que deja ver el desequilibrio entre la oferta y la demanda.

En la pagina web http://www.uswheat.org, donde se publican los precios de venta de trigo a nivel mundial, se reportó al cierre de mercado el viernes, un precio de 312.81 dólares por tonelada (10 quintales), más un flete (61 dólares), costo que también ha ayudado a incrementar los costos.

La empresa consultora FC Stone en un reciente análisis advierte que se necesitará ver buenos rendimientos y producciones abundantes de trigo en las próximas cuatro cosechas mundiales para poder ver precios menores.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: