CHAN 75 sigue a golpes de tolete

CON VEJACIÓN Y GOLPES A MUJERES, HOMBRES Y NIÑOS PROSIGUEN AES CHANGUINOLA Y EL GOBIERNO EL CHANG 75

FRANCISCO A. HERRERA

La opinión pública y la comunidad en general han sido convencidas en este país de las necesidades del desarrollo. Carreteras, hidroeléctricas,minería, gaseoductos, centros energéticos, turismo a ultranza, expansión del canal, cintas costeras, rellenos de la bahía y estructuras megalomaníacas, así como cambios básicos en la legislación laboral que facilita el proceso.

Todos estos son variaciones de un mismo tema: crecer económicamente a toda costa. Lo que no sabe el país, porque su mente ha sido drogada con esperanzas en estado de vulnerabilidad, es que está ocurriendo a costa de muchas cosas incluyendo la vida y la dignidad de la gente.

El pasado jueves 3 de Enero, indígenas ngöbes en el río Changuinola, en el lugar conocido como Charco La Pava, fueron brutalmente agredidos por la fuerza pública y algunos de sus dirigentes están siendo perseguidos como animales en las montañas. La causa: la resistencia de las personas afectadas por el proyecto hidroeléctrico Chan 75 a ser tratadas como ciudadanos de tercera clase, en el mejor de los casos, o ser tratados como no ciudadanos.

La información testimonial de algunos de los afectados es que alrededor de 40 personas, incluyendo trece menores de edad, algunos de brazos, fueron apresados y llevados a la cárcel de Changuinola por orden de la Corregidora de este lugar. Dos de esos niños fueron separados y llevados a Almirante por razones desconocidas.

Protestaban porque en el proceso de iniciar las obras de construcción, divulgada por la prensa con gran despliegue, no se cumplieron los pasos necesarios para satisfacer las demandas de justicia social al ser desalojados de las tierras que ocupan por muchos años. Más aún, no se desarrolló ninguna negociación equilibrada que permitiera a la gente asumir la crisis de un desalojo y tener alternativas compensatorias. Una compensación es sólo eso,pues un desalojo o traslado no voluntario, provoca traumas de toda naturaleza en la vida de cualquier persona que no puede ser satisfecha con recursos materiales únicamente, particularmente las migajas que la empresa ha pretendido darles como compensación.

Tales protestas, que también ocurrieron en la zona vecina de Bonyic, territorio de los naso,donde se pretende construir otra hidroeléctrica,fueron descalificadas por las autoridades como actitudes abusivas de una comunidad aleccionada por oscuros intereses de ambientalistas (calificaciones que van desde comunistas hasta terroristas).

Semanas atrás, la resistencia de la señora Isabel Becker y sus familiares fue quebrada a la fuerza cuando la señora Becker se mantenía firme en su casa. Desalojada y llevada casi en andas a Changuinola, su casa fue destruida; su finca terraplenada con maquinaria para borrar toda huella de presencia humana, lugar donde se levantará la cortina de cemento de la presa.

A punto de volar con dinamita el sitio, los moradores decidieron impedirlo y continuar su protesta. Esto provocó un desborde de autoritarismo desde todos los niveles hasta llegar al brazo ejecutor de la policía, que no contento con apresar a hombres, mujeres niños y ancianos, vejaron a las mujeres desnudándolas en público, golpeando con toletea los hombres y a los niños, olvidándose de las supuestas leyes de protección a la niñez.Tal despliegue de poder autoritario es expresión del desprecio profundo que aún subsiste entre sectores de la sociedad panameña hacia los grupos indígenas y en particular hacia los ngöbes y los buglé. Aquí la tolerancia pierde su significado. No fue un ataque contra manifestantes sino contra indígenas ngöbes que se atreven a expresar su opinión sobre sus derechos, cosa insólita para un Estado que hasta hace poco se preciaba de respaldar los derechos indígenas. Como si se tratara de reeditar la consigna de palo y balas para el que se opone a lo que llaman desarrollo.

Universidad de Panamá.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: