Revelan diseño de la cinta costera de Panamá

RELLENO PARA EL CLUB DE YATES Y PESCA.

Colamarco evita hablar del acuerdo

LA PRENSA/Jorge Fernández
Obras de relleno en la Avenida Balboa. 1008136

Mónica Palm
mpalm@prensa.com

El proyecto de la cinta costera seguirá como está: con un relleno de tres hectáreas para uso exclusivo de los socios del Club de Yates y Pesca.

Al menos eso es lo que se vio en la presentación del diseño final de la cinta costera, que construye Norberto Odebrecht por encargo del Ministerio de Obras Públicas (MOP).

Ayer, el ministro Benjamín Colamarco evitó ahondar sobre el acuerdo que pactó el MOP con el club. Ni siquiera precisó si se revisó la Ley 3 de 1959, antes de negociar con el club. “Vamos a cumplir con la ley y este proyecto va a ser una realidad”, dijo.

La Ley 3 adjudicó de forma gratuita, al club, una finca. Esa misma ley dice que el terreno revertirá al Estado en caso de realizarse una obra “de interés nacional”, como es el caso de la cinta costera.

CINTA COSTERA. ARQUITECTOS PRESENTAN DISEÑO A LA SOCIEDAD CIVIL.

Revelan diseño de la cinta costera

El 57% de las 25 hectáreas de parque será cubierto con palmas, guayacanes y otros árboles tropicales.

Los responsables del diseño proponen instalar una garita policial y un centro de información turística.

LA PRENSA/Jorge Fernández
AFÁN. La cinta costera debe estar terminada en junio de 2009

José González Pinilla
Mónica Palm

panorama@prensa.com

Boris Aguilar y Alberto Arosemena, los arquitectos que diseñaron el proyecto de la cinta costera y nueva vialidad, presentaron ayer el concepto paisajístico de la obra.

En el evento, realizado en la Casa Amarilla de la Presidencia de la República, Aguilar y Arosemena explicaron que la obra contará con un parque de vegetación tropical, con una extensión de 25 hectáreas, frente a la bahía de Panamá.

“Será un pulmón para la ciudad y para la Avenida Balboa”, sostuvo Aguilar.

Los trabajos de la cinta, realizados por la empresa constructora de capital brasileño Norberto Odebrecht, empezaron en diciembre de 2007 con el diseño aún no terminado.

De acuerdo con Aguilar, que fue contratado por Norberto Odebrecht, faltaba afinar algunos detalles que más bien eran de corte paisajístico.

Las novedades

Entre los detalles nuevos que Aguilar y Arosemena introdujeron al diseño original de la cinta costera, presentado casi a finales del año pasado, está la siembra de 100 árboles de guayacán, 15 especies de palma y la instalación de jardines.

Además, en los 2 mil estacionamientos públicos que tendrá el proyecto, estarán ubicado los árboles, que servirán como un paraguas natural contra el sol, dijo Aguilar.

El 57% del relleno será cubierto con grama, jardines y arbustos. El resto lo cubrirán siete kilómetros de veredas y una ciclovía.

Aguilar indicó que también se cambió el diseño de los puentes peatonales, que estarán sobre las cuatro nuevas vías del proyecto.

La propuesta original consistía en puentes con rampas instalados de forma horizontal. Ahora, los puentes tendrán en cada extremo un diseño estilo caracol, que permitirá el acceso al lugar a las personas con impedimentos al andar.

Los arquitectos también incluyeron dentro del proyecto la creación de cuatro paradas de buses: una en la salida de calle 28; otra frente al Hospital del Niño, y las otras dos, entre las calles Uruguay y Aquilino de la Guardia.

Arosemena indicó que en esta ocasión diseñaron la cinta sin aceras, a un costado de la avenida, para tratar de disminuir los atropellos.

Según él, esto obligará al peatón a adentrarse en la cinta costera, donde habrá aceras y puentes peatonales.

Boris Aguilar, por su lado, propuso la construcción de un puesto policial y una oficina de información turística dentro del proyecto, aunque el contrato no contempla la construcción de estas estructuras.

Plazas y fuentes

Los arquitectos definieron la creación de siete plazas que estarán ubicadas a lo largo de los 3.5 kilómetros de extensión que tendrá la cinta.

Se prevé también la construcción de una fuente con imitación de piezas de orfebrería, que representará las distintas culturas indígenas que existen en el país.

Habrá cinco módulos facilitadores para el público, que incluirá baños.

De acuerdo con Aguilar, habrá un auditorio que servirá para actividades culturales. Tendrá un diseño de concha, pero podría experimentar cambios a medida que avanza la construcción de la obra, dijo.

El ministro de Obras Públicas, Benjamín Colamarco, reiteró que el proyecto, que será entregado en junio de 2009, ayudará a aliviar el congestionamiento vehicular en la Avenida Balboa. Sostuvo que sobre la vía cruzan a diario 80 mil vehículos, y adelantó que en los próximos cinco años transitarán 125 mil.

Agregó que el proyecto tendrá seis carriles que irán desde las afuera hacia el centro de la ciudad, y cuatro carriles en sentido contrario.

Asimismo, prometió que desaparecerán “esas galeras horribles” que tiene actualmente el Club de Yates y Pesca en el lugar. El club será integrado al proyecto de la cinta costera.

La conveniente ambivalencia del ministro Benjamín Colamarco

A Benjamín Colamarco le sobran las palabras para hablar de la cinta costera, sus fuentes, ciclovías, parques y estacionamientos. Pero cuando se le pregunta por el relleno para uso exclusivo de los socios del Club de Yates y Pesca, recurre a la ambivalencia.

“Haremos lo que la ley diga que tenemos que hacer para que el proyecto camine en función de recuperar áreas públicas y verdes”, dijo. Agregó que también respetará el contenido del pliego de cargos y las adendas con las que trabaja Odebrecht, contratista de la cinta costera. El MOP acordó otorgar un relleno de tres hectáreas al Yates y Pesca, a cambio de una finca de 8 mil 88 metros cuadrados que tiene el club en Avenida Balboa. La finca le fue adjudicada al club, a título gratuito, mediante la Ley 3 de 1959, promulgada por la Asamblea Nacional. Sin embargo, esa ley dice que el terreno revertirá al Estado “en caso de que por el proyectado relleno de la bahía o cualquier otra obra portuaria de interés nacional no pueda dedicarse a los fines motivo de la cesión“.

Ello incluye las mejoras construidas, es decir, la marina y las galeras. En ningún lado la ley menciona que al club se le resarcirá con nuevas tierras o rellenos. Así, no se sabe cómo Colamarco honrará el contenido de la Ley 3 y, a la vez, el del pliego de cargos, ya que este establece que el club sí cederá la finca que le regaló la Asamblea, pero a cambio de tres hectáreas de relleno. Como parte del acuerdo privado con el MOP, el club dejará sin efecto una concesión para el uso de 2.06 hectáreas de fondo de mar. Por ese espacio, el Yates y Pesca paga un canon de un centavo por metro cuadrado al mes: es decir, 206 dólares mensuales.

Se intentó conocer la opinión del defensor del Pueblo, Ricardo Vargas, frente a la posible afectación causada por la cesión de áreas públicas, tanto al Club de Yates como al hotel Miramar Intercontinetal, y si pensaba pedir la nulidad del acuerdo o tomar alguna acción legal al respecto, pero no contestó las múltiples llamadas. Decía estar en reuniones.

VEA ADEMÁS: CRITICAN DISEÑO DE CINTA COSTERA: ES UN ADEFESIO

3 comentarios

  1. […] Revelan diseño de la cinta costera de Panamá […]

  2. que buen material tiene tu blog, me parece genial tu blog, esta clase de blogs hay que darlos a conocer, te invito a unirte a nuestro directorio gratuito y dar de alta tu blog, visita directorioblogweb exitos un saludo! excelente!!!!!!!!!!

  3. […] CRITICAN DISEÑO DE LA CINTA COSTERA: ES UN ADEFESIO […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: