Comienzan a desnudar a AES Corporación en Panamá

El Señor Víctor Urrutia y cualquier funcionario que avale el monopolio de AES en Panamá comete apología del delito si avala lo ilegal para amparar inversiones de estas empresas.

Burica Press

—————————-

AES Panamá, la reina de la electricidad

En el 2011 entrará en funcionamiento Changuinola 1, que aportará 223 megavatios. /Foto AES
Tagnia Shocrón tshocron@estrelladepanama.com

El nombre AES se ha vuelto familiar a los oídos de muchos panameños. Esta transnacional especializada en el comercio energético, tiene importantes inversiones en el país. La primera, como socio del Estado en AES Panamá y la más reciente como AES Changuinola, con capital totalmente privado.

En su última aparición ganó la licitación de las concesiones para la construcción de tres proyectos hidroeléctricos en Changuinola. Pero el cuestionamiento surge si una empresa socia del Estado tiene impedimento jurídico para participar en otro proyecto de generación. Según la Autoridad Nacional de los Servicios Públicos no existe impedimento legal, porque AES Changuinola, S.A., es una sociedad anónima inscrita en la Sección Mercantil del Registro Público y la empresa AES Panamá, S.A., es una sociedad diferente y “sólo en esta última el Estado posee parte del capital accionario”.

De los proyectos en Changuinola, uno está por concluir en el 2011, con una inversión de 563 millones de dólares, la cual adicionará 223 nuevos megavatios al sistema. Las otras dos, juntas tendrán similar generación y costo, y podrían estar en funcionamiento en el 20014. Según el gerente general de AES Changuinola, Humberto González, Changuinola 1 se convertirá en la segunda más importante en término de potencia y energía, el cual va a aportar al sistema 223 megavatios y 1100 GVH, generando en ese momento el 15% de la energía que consume el país”. Esto sin sumar las otras dos juntas que generarán el mismo porcentaje”, dijo.

Sin embargo, la transnacional tenía raíces en el país. AES Panamá, la empresa más grande en generación eléctrica, es la responsable de la operación y administración de las plantas de Bayano, con capacidad de 260 megavatios, La Estrella y Los Valles con 90 megavatios, y Estí con la capacidad de 120. Esta última fue construida por la empresa, cumpliendo con los compromisos adquiridos en la privatización.

Actualmente el conjunto de estas plantas bajo la administración del AES genera el 33% de la energía que produce el país. Sin embargo, sumando el 33% la producción de electricidad de las empresas de AES Panamá, más el 30% que generará cuando finalicen las obras de AES Changuinola, esto da como resultado 60% del abastecimiento del consumo eléctrico en el país.

Pero, para el representante de AES Changuinola no se violará las leyes, porque “en el momento que operen las plantas, sus estimaciones indican que AES estará por debajo del 40% del abastecimiento de la demanda”. Este límite está establecido en el Decreto de Gabinete Nº 76 del 19 de octubre de 2005, “aprueba aumentar del 25% al 40%. Los vínculos entre ambas empresas es más estrecha y a largo plazo. González explicó que con el fin de respaldar la inversión de la obra fue necesario un contrato de ventas a largo plazo para su financiamiento. AES Changuinola cuenta con un contrato de venta de energía con la empresa AES Panamá por 10 años, a un precio fijo de 0.08 el kilovatio.

El contrato finalizaría hasta el 2021. Es decir AES Changuinola, una empresa de capital 100% privado, generaría 223 megavatios que vendería a AES Panamá donde el Estado es socio del consorcio y esta (AES Panamá) a su vez le vendería a ETESA para distribuir la energía a todo el país.

A pesar que esta estrategia puede ser considerada acaparadora, el analista José Blandón padre, explicó que no es ilegal si el máximo permitido por la ley energética no excede el 40%, pero de todas maneras considera que AES tiene demasiado control energético, lo que le permite fijar los precios en el mercado. El administrador general de la Autoridad Nacional de los Servicios Públicos, Víctor Urrutia, aunque aclaró que la entidad que no interfiere en las concesiones de estas operaciones, aseguró que AES no está cometiendo ninguna irregularidad hasta la fecha.

Así mismo, AES podría incursionar en otra alternativa de la generación energética. Según González la interpretación del artículo Nº69 de la Ley 6, modificada con el Decreto de Gabinete Nº76, el concepto de limitación del abastecimiento del consumo, no incluye el otorgamiento de licencias para producir energía alternativa.

Esta explicación se basa en que las concesiones se dan a las generadoras energéticas a bases del recurso hídrico, ya sean hidroeléctricas o aguas termales. Mientras que las licencias contemplan las termoeléctricas y las eólicas (vientos). AES tiene trayectoria en plantas eólicas. Posee 11 en Estados Unidos, una en Francia y para el 2009, abrirá una más en China.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: