La riesgosa estrategia de la ACP

CAUTELA

La riesgosa estrategia de la ACP

Carlos E. Rangel Martín
opinion@prensa.com

La crisis económica mundial que empezó en Estados Unidos debe servirnos de advertencia del embrollo económico al que nos encaminan los directivos de la Autoridad del Canal de Panamá (ACP), quienes desestimaron la opinión de numerosos profesionales grandemente experimentados.

El ingeniero jefe de la antigua Compañía Panameña de Fuerza y Luz solía decir que uno no debe agrandar un servicio o un negocio, a menos que exista una demanda previa o garantizada, especialmente si uno no tiene mayor control sobre ella. Actualmente la única demanda real y significativa que la ACP tiene que atender es la de buques panamax, cuya cantidad mundial no ha dejado de aumentar, porque, además, nadie tiene una idea segura de cuánto ni cuándo aumentará la incipiente flota mundial de buques post-panamax. La principal causa de la actual saturación del trasiego de buques panamax es la estrechez del Corte Culebra, que solo permite el tránsito de dichos buques en fila india; y no es, como la mayoría cree, la pequeñez de las esclusas.

La prueba es que el tránsito en las mañanas en Miraflores, para dar un ejemplo, consiste exclusivamente de buques cruzando hacia el norte; seguido por varias horas de completa inactividad (mientras los buques se cruzan en el lago Gatún) y, desde la media tarde hasta el anochecer, dicho tránsito consiste exclusivamente de buques cruzando hacia el sur.

Considerando que cualquier proyecto de ampliación requiere el ensanche del Corte Culebra, dicho ensanche debiera permitir el tráfico simultáneo en ambas direcciones de buques panamax porque, junto con la mejora de la iluminación en las esclusas, para poder operarlas las 24 horas del día, prácticamente se doblaría la actual capacidad de trasiego del Canal. Una ampliación en dos fases daría más tiempo para diseñar las esclusas post-panamax, así reduciendo las deficiencias de diseño que regularmente encarecen los proyectos y, además, luego permitiría construir dichas esclusas rápidamente, cuando la demanda real así lo exigiera.

Pero los directivos de la ACP asumieron que el “auge económico” continuaría indefinidamente, y ahora parecen asumir que la crisis va a durar poco tiempo, que el aumento anual de carga trasegada regresará rápidamente a los niveles de años recientes y que la crisis no desacelerará la fabricación de buques post-panamax; algo que ni siquiera los gobernantes de las naciones que más utilizan el Canal pueden garantizar.

Como había un “auge del mercado de viviendas”, los banqueros estadounidenses que originaron la crisis asumieron que podían despreocuparse si las personas que recibían préstamos para viviendas luego no tuvieran cómo pagarlos, porque rápidamente podrían revender sus viviendas para cancelar los préstamos.

Y como había un “auge de trasiego”, los directivos de la ACP pensaron que rápidamente contarían con ingentes ganancias para sufragar las costosísimas esclusas post-panamax.

Ahora que el “auge económico” colapsó, el proyecto de ampliación original, evidentemente, es menos rentable y las inversiones correspondientes deben ser más cautelosas; si no, esta riesgosa estrategia puede convertirse en una pesadilla para Panamá.

—————–

Ver además como complemento a este artículo la siguiente información:

http://www.forbes.com/2009/02/11/golden-ocean-shipping-markets-equity-0211_drybulk_48.html

http://primapanama.blogs.com/_panama_residential_devel/2009/01/ship-builders-see-large-cancellations-of-post-panamax-vessels.html

Una respuesta

  1. La observación es suspicaz y, of course, posee un dejo de atino ante la magnitud de la gravedad que nos entraña este insondable problema. Es cierto, también, que la crisis no es cosa de lo cual se superará de inmediato, ni siquiera durante los próximos dos años, y menos cierto es todavía que Panamá está desacoplada de la economía internacional, primordialmente de EE UU, como mientras se le reputa. Segundo, es lógico suponer con claridad que muchos de los proyectos para pedidos de construcción de buques pos-panamax no prosperarán y, por lo contrario, se diferirán hasta una vez que el proceso de la recuperación capitalista recobre nuevamente su auge; por donde las cosas nuevamente se encuentren otra vez marcadas por las impetuosas relaciones mercantiles entre China y EE UU como, en efecto, las hubo hasta el momento.
    Au fond, el problema es inmensamente más grave todavía a lo referenciado, y el mismo radica en que precisamente todo el meollo falaz del asunto respecto a la rentabilidad de la inversión de la “ampliación” versó en dos aspectos fundamentales: a) la falacia del monto de la inversión por B/. 5,250 M, y b) la magnitud de la carga contenerizada en tránsito por el Canal por los siguientes 15 años, por lo menos (tasa de crecimiento). Por tanto, ahora de inmediato, faltando por default, asimismo, este segundo aspecto crucial, ya que el primero era un claro desatino, lo cual después de todo no podrá después cumplirse bajo las agudas repercusiones de la propia crisis en puerta. En consecuencia (ergo), la susodicha inversión de la “ampliación” ya de ningún modo, a pesar de sus mentiras y demagogias, es ni remotamente siquiera rentable, sino por el contrario: es un coste que deberemos enjugar los istmeños a la postre para subsidio de las ricas empresas naviera mercantes. Y sin embargo, a estos vendepatrias de la ACP y del team Martín, todo ello no los arredra en lo más mínimo. Al fin y al cabo, eso es un problema heredado al pueblo panameño por lo cual ellos a la larga no tendrán que rendir cuentas del daño que nos legan sus intereses y enriquecimientos personales.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: