Premio ambiental mundial para defensores de la tierra

“Nobel Verde” para defensor del ambiente

Marc Ona Essangui

Ona dice que continuará su campaña contra el proyecto Belinga.

Un activista africano que fue encarcelado durante su lucha contra la explotación minera en la selva de Gabón recibió el más alto galardón internacional del medio ambiente.

Marc Ona Essangui fue honrado por su oposición a lo que describió como el destructivo proyecto minero en el Parque Nacional Ivindo.

Él es uno de siete individuos de seis continentes que recibirán el Premio Ambiental Goldman y que se dividirán en partes iguales la suma de US$900.000 que incluye el galardón.

La mención es considerada como “el Premio Nobel para los defensores populares del Medio Ambiente”.

Tres años de campaña

Ona hizo campaña durante tres años contra el proyecto minero Belinga – un acuerdo entre el gobierno de Gabón y la compañía de minas y energía china, CMEC, para extraer hierro.

El proyecto incluye la construcción de una gran represa hidroeléctrica, que ya está en obra, para dotar la mina de energía.

La represa está siendo construida sobre el río Ivindo, cerca de las cascadas Kongou, las caída de agua más alta de Gabón.

Cascadas de Kongou

Las cascadas de Kongou son “las más bellas” de África Central.

Ona, que cataloga las cascadas com “las más bellas de África Central”, expresó que el gobierno de Gabón no consultó a la población local y no evaluó el impacto del proyecto sobre el medio ambiente antes de autorizar la construcción.

Dijo a la BBC que con el Premio Goldman esperaba “dirigir la atención internacional hacia lo preciosa que es esta región”.

Cárcel

Ona, que utiliza una silla de ruedas, se dedicó al inicio de su carrera a mejorar la infraestructura de educación y comunicación de Gabón y trabajando con el Programa de Desarrollo de la ONU. Tiempo después se concentró en temas ambientales.

Con sus colegas se percató de que se estaban construyento carreteras dentro del Ivindo, uno de 13 parques nacionales protegidos como patrimonio ambiental de Gabón y descubrió que no se habían hecho estudios preliminares para evaluar el impacto.

“Toda esta construcción se estaba llevando a cabo ilegalmente y contra el código de parques nacionales”, aseguró Ona.

Río Ivindo

El Parque Nacional Ivindo es patrimonio ambiental de Gabón.

Él y sus colegas iniciaron una campaña , trabajando con otras ONG, sosteniendo ruedas de prensa y reuniéndose con las comunidades locales.

El gobierno reaccionó fomentando protestas contra las ONG y “acusándonos de trabajar para potencias occidentales”, relató Ona.

La situación terminó con su arresto bajo los cargos de “incitar a la rebelión”. Fue encarcelado en diciembre de 2008, pero posteriormente liberado en enero de este año tras una campaña internacional en su favor.

Sin embargo, desde junio de 2006 no se le permitía salir del país y apenas 24 horas antes de viajar a San Francisco en EE.UU. para recibir el Premio Goldman, obtuvo su pasaporte.

No ha habido más construcción en Ivindo desde hace casi un año, pero Ona señala que eso se debe más a la crisis económica y el precio del hierro que con un cambio de política del gobierno de Gabón.

Dice, sin embargo, que no tiene planes de darse por vencido en lograr su meta.

Los organizadores del Premio Goldman califican a los seis ganadores como “un grupo de intrépidos activistas populares, que se enfrentan a los intereses de gobiernos y corporaciones y trabajan para mejorar el medio ambiente del pueblo y sus comunidades”.

Entre los otros ganadores que comparten el premio de 2009 figuran María Gunnoe de Virginia Occidental en EE.UU., que enfrentó amenazas de muerte por su labor para evitar la destrucción de los montes Apalaches por la industria del carbón.

También la científica rusa, Olga Speranskaya, por su trabajo para remover materias tóxicas de la región del Cáucaso y Rizwana Hasan, una abogada ambientalista de Bangladesh.

Redlar declara solidaridad con el pueblo Naso de Panamá

DECLARACION DE SOLIDARIDAD
CON EL PUEBLO NASO

Las más de 220 personas representantes de pueblos y naciones indígenas Emberá, Naso, Bribri, Teribe, Tawahka, Ngnobe, Garifunas, Lencas, Mayas, Brunkas entre otros y de instituciones, grupos, comunidades y pueblos de 13
países entre ellos Panamá, Costa Rica, El Salvador, Honduras, Guatemala, México, Estados Unidos, Ecuador, Chile, Colombia, Argentina, España e Italia, participantes en el V Encuentro Mesoamericano de la Red Latinoamericana contra las Represas y en Defensa de los Ríos, sus Comunidades y el Agua (Redlar) que se lleva a cabo en Boquete, Chiriquí, Panamá, del 22 al 25 de abril del 2009

MANIFESTAMOS:

1)Hemos sido informados del violento desalojo que han sufrido desde el 30 de marzo hasta el día de hoy las comunidades del Pueblo Naso de San San y Druy su territorio ancestral por parte de elementos de la policía nacional y de finqueros terratenientes Ganadera Bocas S.A. de su región.

2)Rechazamos y condenamos la represión y el desalojo a favor de las empresas multinacionales petroleras, mineras y de construcción de las grandes hidroeléctricas en contra de las comunidades del Pueblo Naso y otros pueblos indígenas en nuestra Mesoamérica y en todo el Continente, porque es una violación a los derechos humanos de los pueblos indígenas.

3)Expresamos nuestra profunda solidaridad con el pueblo Naso y los animamos a seguir defendiendo sus derechos históricos y ancestrales sobre su territorio, sus recursos y la vida de sus comunidades.

4)Exigimos al Gobierno de la República de Panamá el respeto de los derechos del Pueblo Naso y los otros pueblos indígenas excluidos de Panamá demarcando los limites de sus respectivos territorios y sobre todo su Comarca de forma inmediata y, a las instituciones de Derechos Humanos, la Iglesia y los sectores sociales, la vigilancia estricta en la aplicación de los Convenios Internacionales sobre los Derechos Humanos de los Pueblos Indígenas.

5)Exigimos que el Gobierno respete el derecho de consulta de los pueblos indígenas conforme al derecho internacional, por tanto, los desalojos son ilegales e ilegítimos.

Dado en Boquete, 22 de abril de 2009, República de Panamá.

AES Corporation inside of lands of Panama tribes

AES Corporation Participating in the Demise of the Ngobe Tribe of Panama and La Amistad Biosphere Reserve

Arlington, Va.— La Amistad Biosphere Reserve is a UNESCO-designated site that provides habitat for hundreds of rare, endemic, endangered, and migratory species, and is also home to members of the Ngobe tribe. It is currently threatened by the plans of AES Corporation, a Virginia-based transnational company, to construct three hydroelectric dams on the Changuinola River , the lifeblood of the park. The dams will flood Ngobe villages and create insurmountable barriers for numerous fish species upon which the tribes rely.

AES is moving forward despite this while maintaining it has a “commitment to environmental and social responsibility.” Center for Biological Diversity Conservation Director Peter Galvin attended Thursday’s annual shareholder meeting to make sure AES leadership and shareholders are aware of the irreversible damage the dams will cause.

Galvin spoke and distributed a letter to AES President and Chief Executive Officer Paul Hanrahan and AES shareholders highlighting the developments that have occurred since Galvin last wrote Hanrahan in August 2007, including:

* March 2009: The Ombudsman Office of Panama issued a special report on human-rights violations and the construction of the dam.
* October 2008: The InterAmerican Commission on Human Rights held a public hearing on the legality of the displacement of the Ngobe tribe and the alleged failure of AES to obtain prior, informed consent.
* August 2008: Mr. James Anaya, a UN special rapporteur on indigenous peoples, issued a declaration expressing concern about the Ngobe affected by the dam.
* July 2008: The World Heritage Committee found that there is an “absence of any planned measures to mitigate the impact of the hydroelectric dams…and…absence of an effective participatory management process involving civil society and government authorities,” and requested that Panama develop and implement measures to monitor mitigation, ensure the needs of the community are met, and carry out a cumulative-effects analysis of the dam construction.

Having first attempted to deny Galvin entry to the meeting, AES management relented upon Galvin’s insistence that as a shareholder, he was fully entitled to enter and address the shareholders and management. At the meeting, Galvin announced: “The Changuinola dam project includes the highly controversial forced relocation of Ngobe indigenous people and is causing massive destruction inside the UN-designated La Amistad Biosphere Reserve.” He pointed out that in addition to the destruction of the environment and biodiversity, AES is endangering shareholders by conducting activities that are resulting in massive citizen resistance and protracted litigation and will serve to further stain the reputation of the AES Corporation. He urged AES to withdraw from the ill-fated project.

Many AES shareholders and investment-fund managers appeared eager to receive the information packet on the issue Galvin handed out at the meeting. Said Galvin: “Many of the shareholders appeared surprised and dismayed to learn of the environmental and social atrocities being caused by AES’s Changuinola Projects. With our Panamanian and international allies, we intend to keep up the pressure on AES until the company finally comes to its senses and halts the further planning and construction on the Changuinola River dam projects.”

Galvin further noted that, “Studies have shown that these projects will actually increase greenhouse gas emissions due to the massive amount of methane released from tropical dam reservoirs.”

Sigue bajando tránsito por el Canal de Panamá

Baja tránsito de carga por el Canal entre enero y marzo

Wilfredo Jordán S.
wjordan@prensa.com

Durante los primeros tres meses de 2009, el transporte de carga por el Canal de Panamá disminuyó 3.3% ó 2.7 millones de toneladas, en comparación con el mismo período de 2008.

De igual forma se registró una reducción en los tránsitos por la vía acuática, de 1.4%, ó 57 buques menos, que en igual trimestre de 2008.

segundo trimestre

Tránsito de carga cae 3.3%

Los segmentos de transito de buques por el Canal de Panamá más afectados son los portacontenedores, portavehículos y cruceros.

esclusa. Entre enero y febrero hubo 57 tránsitos menos que en igual periodo de 2008. LA PRENSA/David Mesa

Wilfredo Jordán S.
wjordan@prensa.com

En 3.3% se redujo el tonelaje de carga transportada por el Canal de Panamá durante enero y marzo de 2009, mientras que el tránsito de buques cayó 1.4%, informó la Autoridad del Canal de Panamá (ACP).

En el segundo trimestre del año fiscal 2009 de la ACP, que se extiende de octubre 2008 a septiembre de 2009, se transportaron 75.7 millones de toneladas CPSuab (Sistema Universal de Arqueo de Buques del Canal de Panamá), mientras que en el mismo periodo de 2008 pasaron 78.4 millones de toneladas CPSuab

“Ya nosotros habíamos anticipado el impacto que la crisis económica iba a tener en el tráfico por el Canal”, dijo Rodolfo Sabonge, vicepresidente de la Oficina Investigación y Análisis de Mercadeo de la ACP.

A finales de 2008 la ACP pronosticó que para el año fiscal 2009 se espera una caída de 5% en el tonelaje.

Asimismo, transitaron por el Canal 3 mil 914 buques, 57 menos que en el mismo período del año fiscal 2008, cuando pasaron por la vía 3 mil 971, lo que equivale a una merma de 1.4%.

“El segmento que más se ha visto afectado es el de los buques portavehículos pues la venta de autos en Estados Unidos ha caído dramáticamente”, dijo Sabonge. El tránsito de portacontenedores y cruceros también registraron una disminución.

Otros segmentos, como los graneles secos y líquidos, han tenido un comportamiento superior al esperado, con lo cual se ha compensado a los segmentos de carga más afectados: portacontenedores, portavehículos y cruceros.

“Nuestros resultados para este trimestre revelan un panorama favorable para el Canal a pesar de la crisis económica mundial”, agregó el vicepresidente ejecutivo de Operaciones de la ACP, Manuel Benítez.

La utilización del sistema de reserva de cupos para transitar por la vía también se redujo 15.6%, pasando de 94.31 % a 79.56 %. Las reservas las utilizan los portacontenedores y cruceros.

En cuanto a la situación operativa, entre enero y marzo de este año también hubo una disminución de 36.3 horas a 26.2 horas en el tiempo promedio que tarda un buque en transitar el Canal.

“Esta disminución en el tiempo promedio de tránsito puede atribuirse a la eficacia de las operaciones de la ACP y al ligero descenso en el tránsito”, indicó la entidad.

Indígenas Nasos solicitan ayuda a la ONU

Nasos solicitan mediación

recorrido. Indígenas naso protestaron ayer frente a las Naciones Unidas, en la Ciudad del Saber. LA PRENSA/ Víctor Arosemena

ANA TERESA BENJAMÍN
abenjamin@prensa.com

Un grupo de indígenas naso, acompañado de su rey, Valentín Santana, se congregó ayer frente a la entrada principal de la Casa de las Naciones Unidas, en Clayton, para solicitar la intervención de esa organización frente a acciones en su contra que califican como un “atropello”.

Eliseo Vargas, vocero del grupo de 21 adultos y nueve niños, explicó que todos provienen de la comunidad de San San Drui, en Bocas del Toro, centro de un litigio de tierras que reclaman los naso como “territorios ancestrales”, y la empresa Ganadera Bocas, como dueña de la propiedad, según la ley.

“Nuestras casas están allí desde antes de la República. Hemos pedido respuestas al Gobierno, para que cese la violación de nuestros derechos, pero no las hemos obtenido”, detalló Vargas.

El 30 de marzo pasado, las viviendas y la escuela de la comunidad fueron derribadas por orden de la corregiduría de Teribe. Según información brindada a este diario por Mario Guardia, de Ganadera Bocas, él es dueño de las tierras desde 1962.

Los indígenas se reunieron por varias horas con Jorge Araya, de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, a quien le solicitaron la mediación de la organización en el conflicto.

Los indígenas mantendrán otra reunión mañana viernes con Jorge Eguren, coordinador del Sistema de Naciones Unidas.

Los naso son, junto con los bri bri, las únicas dos etnias indígenas (de siete) que no poseen comarca en Panamá, y el segundo grupo más pequeño: son 4 mil 500 individuos –según sus propios cálculos–. Los bri bri, en tanto, son 2 mil 521 personas, según datos oficiales.

Los indígenas representan el 10% de la población panameña.