Río Mamoní un Patrimonio Natural y Reserva Hídrica

CHEPO.

Declaran reserva al río Mamoní

José Somarriba Hernández
jsomarriba@prensa.com

El Consejo Municipal de Chepo declaró ayer, por votación unánime, al río Mamoní, patrimonio natural y reserva hídrica.

Según el alcalde, Raúl Acevedo, la resolución fue emitida tras una solicitud de los moradores, y fue apoyada por los siete representantes de corregimiento del distrito de Chepo, para evitar que Elektra Noreste construya una hidroeléctrica en el río.

“La petición lleva la firma de 3 mil residentes. Ahora, no se puede construir nada sobre el Mamoní. Elektra Noreste puede demandar la resolución, pero no puede construir”, aseguró Acevedo.

Miguel Domínguez, vocero de los peticionarios, dijo: “35 mil personas dependen del río, que es vida, y no permitiremos que se construya una hidroeléctrica”. Añadió que hoy los chepanos presentarán la denuncia en la Defensoría del Pueblo y harán un piquete en la Presidencia de la República.

La corregiduría de Chepo citó a representantes de Elektra Noreste por invasión de propiedad privada, pues desmontaron, hicieron picas y pusieron puntos de concreto, sin permiso de los dueños.

La vocera de Elektra Noreste Lorena Fábrega, dijo que no han sido notificados de la citación y que, por ser un proyecto, no se ha definido si se va a ejecutar, pues depende del estudio de impacto ambiental y de uno técnico económico.

Boqueteños defienden su Río Caldera

Boqueteños en ‘pie de guerra’ contra obras hidroeléctricas

Raúl López
periodistas@estrelladepanama.com

“Ni una hidroeléctrica más”. Esa es la consigna no sólo de los ambientalistas, sino también del propio alcalde del distrito de Boquete, en Chiriquí, Manolo Ruiz. Ayer en un foro convocado por la Alcaldía y grupos defensores del medio ambiente, ratificaron una vez más su oposición a que se construyan nuevas hidroeléctricas en este punto de la provincia de Chiriquí. Incluso plantearon que el río Caldera, sea considerado un patrimonio y reserva hidrológica del país.

Ezequiel Miranda, presidente de la Asociación para la Conservación de la Biosfera, señaló que muchos de los proyectos hidroeléctricos en sus estudios de impacto ambiental, señalan que son categoría dos, para evitar la consulta pública.

“No vamos a seguir permitiendo que se juegue con nuestros recursos naturales, porque son parte de la comunidad”. Agrega que en el plan de ordenamiento territorial de Boquete, se establece que en este distrito no se debe construir ninguna hidroeléctrica.

Explica que las aguas del río Caldera, ya abastecen varios proyectos hidroeléctricos, algunos que ya fueron construidos y otros en pleno desarrollo; razón que consideran de peso para poner un alto. “Creo que este río ya cumplió con una cuota importante para la generación de energía eléctrica”.

Por su parte, el alcalde Ruiz, dijo estar claro en que los boqueteños rechazan los proyectos hidroeléctricos y espera que las autoridades nacionales respeten esta posición. Especificó que en estos momentos existe el interés de construir una hidroeléctrica en el corregimiento de Los Naranjos, pero que tanto él como los concejales de este distrito se oponen rotundamente. A pesar que ya se hizo un acuerdo municipal para declarar el río Caldera, patrimonio y reserva hidrológica, el cual será enviado próximamente a la Asamblea Nacional.

Dijo además que la primera dama, Vivian Fernández de Torrijos, le entregó en meses pasados a este distrito, La Bandera Azul Ecológica, la cual están dispuestos a devolver, si se insiste en autorizar la construcción de hidroeléctricas en Boquete.

Solicitan se declare al Río Caldera como Patrimonio y Reserva Hidrológica

ACB solicita se declare la cuenca del Río Caldera como

Patrimonio y Reserva Hidrológica de Boquete

Burica Press. Boquete, 11 de julio de 2008.

Asociación para la Conservación de la Biósfera

En una misiva enviada al Señor Alcalde del Distrito de Boquete, de la occidental provincia de Chiriquí la Asociación para la Conservación de la Biósfera (ACB), una reconocida ONG de incidencia ambiental a favor de la Reserva de la Biósfera, le ha solicitado formalmente a dicha autoridad y el Consejo Municipal que  se declare al Río Caldera y sus afluentes como Patrimonio y Reserva Hidrológica de Boquete. Esta petición fue llevada ayer al pleno del Consejo Municipal y fue preliminarmente avalada y se espera que la próxima semana dicha solicitud sea formalmente acogida.

Los peticionarios argumentaron que los afluentes que constituyen el Río Caldera son parte del medio ambiente y de los recursos naturales con que cuenta el distrito de Boquete, para la subsistencia de sus pobladores y que La belleza que produce la corriente del Río Caldera y la que se expone como una de las atracciones para propios y ajenos, hace que este Río cobre especial importancia para nuestro pueblo como parte de su intrínseca hermosura.

Boquete, Provincia de Chiriqui, Panamá

Río Caldera, Distrito de Boquete, Provincia de Chiriqui, República de Panamá. Foto: http://www.vtoursonline.com/boquete/

También destacaron que es conocido por todos, que la riqueza natural, lo que incluye de manera sustancial el Río Caldera, con la que cuenta el distrito de Boquete es lo que produce la exquisitez de su clima y que se ha visto afectado en los últimos tiempos por los efectos del calentamiento global, las quemas y talas indiscriminadas.

Invocaron que la conservación de los recursos naturales y costumbres y de todo lo que encierra nuestra nacionalidad, como lo es para el distrito de Boquete el Río Caldera, es lo que identifica plenamente a una nación con sus raíces, es decir, con su historia. Si es mutilada, jamás las generaciones futuras podrán defender lo que les es propio: su identidad.

Igualmente destacaron que mundialmente, las naciones han tomado conciencia, de la importancia de sus recursos naturales, protegiendo sus ríos, bosques, fauna, entre otros; de manera tal, que la mano del hombre sirva para detener su destrucción y no para aliarse en su devastación.

Finalmente expusieron que los recursos hídricos y los cuales son de vital interés para el desarrollo, sean protegidos y amparados para el beneficio de las grandes mayorías y sobre todo como legado generacional.