Autoridades en contra de la minería en Veraguas

manifestaciones.Las comunidades se han pronunciado en las calles.

Autoridades en contra de la minería en Veraguas

Las resoluciones y acuerdos municipales han rechazado la minería en los distritos de Soná y La Palma. La empresa Oro Gold Panamá, S.A., cuenta con permisos para explorar en nueve hectáreas.

ESPECIAL PARA LA PRENSA/Ney A. Castillo

Protestas. En las comunidades de Soná y Las Palmas rechazan la actividad minera.

Ney Castillo
SONÁ, Veraguas

“Las resoluciones y acuerdos municipales han sido la mejor respuesta al clamor del pueblo, que ha gritado en las calles un no rotundo a la actividad minera”, expresó Benedicto Santos, secretario del Comité Pro Defensa de los Derechos Ciudadanos Sonaeños.

Indicó que la lucha que se ha emprendido ha encontrado un apoyo en las autoridades municipales, quienes han mostrado su postura a favor de las comunidades.

El Consejo Municipal de Soná emitió el Acuerdo número 41 de 10 de agosto de 2007, que declara al distrito: “Territorio libre de exploración y explotación de minerales, basado en que esta es una región de interés social, económico, ecológico y turístico”.

Una semana antes las autoridades sonaeñas habían aprobado la Resolución número 3 de 1 de agosto de 2007, a través de la cual se rechazaron los permisos de exploración minera con los que cuenta la empresa Oro Gold de Panamá, S.A.

La Palmas se suma

Ahora se sumaron los ediles del distrito de Las Palmas, los que impulsaron la Resolución número 14 de 10 de agosto de 2007, por medio del cual se objetaron los permisos otorgados a la empresa Oro Gold de Panamá, S.A., para la exploración minera en esta región.

Los concejales palmeños instaron al Ministerio de Comercio e Industrias a acoger el clamor del pueblo y que se pueda dejar sin efecto cualquier permiso minero en el área.

La Resolución número 2006-68 de 17 de abril de 2006, publicada en la Gaceta Oficial del martes de 23 de mayo de 2006, le otorgó permisos para la exploración de minerales metálicos (oro y otros) a la empresa Oro Gold de Panamá, S.A., en un área de 9 mil hectáreas, ubicadas en los corregimientos de Corozal y El María de Las Palmas y Rodeo Viejo, Quebrada de Oro, Calidonia y Soná Cabecera.

Por el momento esta empresa solo efectuó estudios y exploraciones en el corregimiento de Quebrada de Oro de Soná.

Aristides Ortiz, alcalde de Soná, aseguró que el Consejo Municipal se solidarizó con el pueblo, lo que representa un precedente positivo para el país.

Manifestó que lo importante es que el municipio se está pronunciando en contra de cualquier actividad minera que se pretenda desarrollar en Soná en el presente y para el futuro.

Señaló que dentro de toda esta lucha se ha dejado claro la defensa que ha emprendido el pueblo a favor de sus intereses, lo que ha sido bien acogido por las autoridades.

Ovidio Barría, alcalde de Las Palmas, agregó que se está resguardando la seguridad de las poblaciones, tomando en cuenta el temor que hay en las comunidades.

Además dijo que estas zonas son netamente turísticas, por lo que cualquier estrategia tiene que ser enfocada en este sentido.

Javier Machuca, presidente del Consejo Municipal de Las Palmas, sostuvo que los pobladores conviven en medio de una total zozobra, lo que impulsó a las autoridades a ejecutar medidas tendientes a la protección de estas comunidades.

Después de la serie de acciones de presión que se han emprendido en Soná en contra de la minería, las oficinas de la empresa Oro Gold de Panamá, S.A. han estado cerradas, por lo que no han podido ser contactados.

En el distrito de Soná se han realizado dos acciones de presión significativas, una marcha de más de mil personas y el cierre de la entrada al poblado por unos 600 moradores. En esta ultima el viceministro de Comercio Interior, Manuel José Paredes, estuvo en el poblado y dejó claro que si en las comunidades no se quiere la minería, nada puede forzarlos a aceptarla, pues lo que queda es la suspensión de las actividades.

Además, Paredes se comprometió, a través de un acuerdo extrajudicial, firmado con el comité sonaeño, a darle un rápido y expedito curso a los permisos de exploración otorgados a la empresa Oro Gold de Panamá, S.A.

Anuncios

Más invasiones y deforestación en el PILA

CHIRIQUÍ.

Denuncian deforestación en río Caldera

La Anam de Chiriquí manifestó que procederá a hacer una inspección en el área.

ESPECIAL PARA LA PRENSA/Sandra A. Rivera

alerta. Personas que pasan por el lugar hicieron la denuncia.

Sandra A. Rivera
FINCA PALMITO, Chiriquí

Los ambientalistas nuevamente presentan una denuncia ante el Ministerio Público, por una deforestación de más de 20 mil metros cuadrados, pero esta vez en la cuenca alta del río Caldera, en el Parque Internacional La Amistad (PILA).

Para recorrer el lugar y llegar hasta la deforestación se tiene que caminar unas tres horas por senderos boscosos y lodosos por la lluvia. En el área se pudo apreciar la gran cantidad de árboles caídos y al fondo una estructura construida con material propios del PILA y cerca a ella unas hojas de cinc.

El presidente de la Asociación para la Conservación de la Biosfera, Ezequiel Miranda, indicó que conocieron de la deforestación por denuncias de personas que pasan cerca al lugar y al inspeccionarla se pudieron percatar de que, efectivamente, se ha talado árboles en un área que es protegida.

Miranda indicó que no es posible que aún se continúen registrando impactos negativos en el PILA, área núcleo de la reserva de la biosfera, y patrimonio mundial, el cual tiene leyes ambientales nacionales y convenios internacionales que lo protegen.

El ambientalista señaló que se han encontrado unos 20 mil metros cuadrados de bosque talado en un área sensible como es la cuenca del río Caldera, además de una infraestructura que está siendo construida con madera del área donde está terminantemente prohibida la tala.

También dijo que lo que más les preocupa es que esta cuenca hidrográfica del río Caldera está compuesta de alofanes que al quitarle la capa vegetal, se exponen a que se produzcan cárcavas, y terminen en deslizamientos que ponen en peligro los caseríos que se encuentran a lo largo del río caldera.

Expresó que en el área se puede observar un letrero (el cual no es permitido en este sector) que señala “Hacienda Branca, propiedad de Manuel González Revilla”.

Una fuente de la Anam en Chiriquí manifestó que es importante que este tipo de denuncias se realicen, por lo que van a proceder a hacer una inspección en el área.